Consejos para tener éxito en una mudanza

Vamos a presentar las etapas que conviene seguir para evitar problemas y tener éxito a la hora de realizar una mudanza.

Mudanza

Autor: jackmac34-Pixabay

La fecha de la mudanza

Conviene fijar con certeza la fecha de la mudanza evitando los fines de semana. En caso contrario, hay que pagar el tiempo de trabajo que se sale de los días laborables. También conviene evitar las fiestas civiles, puesto que si se trabaja en estos días el coste será mayor. Recordar en cualquier caso que el periodo punta de las mudanzas se sitúa entre el 15 de mayo y el 15 de julio. También se debe contactar lo antes posible con dos o tres empresas de mudanza de vuestra elección para ver cuál es su disponibilidad en función de las fechas escogidas.

La elección de la empresa de mudanzas

Recordad que no por que figure el nombre de la empresa en las páginas amarillas, supone que la empresa es digna de confianza. Una empresa con la que se puede contar la podéis encontrar aquí.También conviene desconfiar de los anuncios que se publican en los periódicos. En muchos casos, solo aparece el número de teléfono, y rechazan ofrecer una dirección. Estos trabajadores que van por libre o empresas piratas conviene no contratarlas para una mudanza profesional. Además, hay que tener cuidado con los precios demasiado económicos. Normalmente las empresas que trabajan a bajo coste no ofrecen el mismo servicio y la misma protección que otras empresas que cobran el doble pero garantizan una seguridad en el traslado.

Normalmente, las personas que se pueden contratar y que pertenecen a esta categoría de empresas poco fiables, no suelen tener un camión o solamente uno solo, que no está habitualmente destinado a este tipo de mudanzas. Normalmente, no poseen ningún seguro para muebles, ni embalajes apropiados para desplazar los paquetes más pesados o los electrodomésticos. Habitualmente tampoco tienen correas para atar las cajas, ni cajas de cartón que ofrecer para meter los objetos que se van a trasladar.

El embalaje

A la hora de hacer una mudanza podéis embalar vosotros mismos vuestros enseres, pero la empresa de mudanzas no será responsable del contenido de las cajas. Lo ideal es confiar el embalaje a la empresa contratada, puesto que se trata de expertos.

Un consejo interesante es que los artículos de gran valor económico o sentimental, como las joyas, los certificados bancarios, las colecciones de sellos, los artículos de cerámica o de porcelana, los cuadros originales, etcétera, los embaléis vosotros mismos.

El seguro

Recordad que la responsabilidad de la empresa de mudanzas suele ser limitada. Por eso conviene que os expliquen bien en qué consiste el seguro, si es que lo contratáis. También debéis comprobar si la empresa está asegurada frente a posibles daños y pérdidas que pudieran ocasionarse, y que os expliquen bien en qué consiste el seguro que ellos ofrecen. No aceptéis que os digan sencillamente que están asegurados, conviene tener todos los detalles.

One Response - Add Comment

RESPUESTAS